\n\n\n

7 Consejos para Decorar tu Hotel

La decoración es sumamente importante, sobre todo cuando se trata de espacios profesionales. Cuando decoramos el salón de casa escogemos la decoración que más nos gusta, pero si hablamos de decorar un local debemos tener en cuenta la imagen del negocio. Usar un color o estilo determinado puede cambiar por completo la imagen que tengan los clientes, incluso, atraer a un público o a otro. Cuando queremos decorar un hotel es aún más claro.

Una de las características en las que más se fija un cliente a la hora de escoger hotel es precisamente la decoración. Si es moderno, clásico, minimalista, lujoso, alegre, elegante, romántico… Para no confundir a los clientes, todo debe seguir un mismo estilo, desde el vestíbulo hasta el baño de cada habitación y dormitorio. Pero, ¿cómo decorar un hotel?

Un hotel tiene que ser un lugar versátil y adaptarse a las necesidades de los businessman que van de congresos, de las parejas enamoradas que buscan una escapada romántica y de las familias agotadas después de un día largo de turismo. Cada cliente tiene unas características diferentes pero todos buscan comodidad y calidad para poder descansar y pasar un buen rato. Por tanto, la decoración debe transmitir ese algo especial que les haga recordar su estancia.

Decora tu Hotel con Cuadros Modernos y Especiales

1. Cuelga la cultura en la pared

No hay nada que llame más la atención y ayude a crear un ambiente redondo que la cultura. Los clientes extranjeros, ya sean turistas o empresarios, tienen una imagen mental del lugar antes de llegar. Es importante cumplir con sus expectativas y huir de la decoración neutra.

Decorar un hotel apostando por la cultura local no significa colocar cuadros tradicionales o de renombre, basta con escoger temáticas que recuerden al país o ciudad de manera sutil.

Por ejemplo, el estilo de los siguientes cuadros encajaría con la imagen de Barcelona como ciudad costera y cuna del surrealismo.

2. Dale color, ¡pero no demasiado!

Las cadenas hoteleras suelen decorar sus hoteles siguiendo los colores corporativos pero no siempre es buena idea. Un hotel es un lugar para descansar pero, una vez más, la actitud de los huéspedes, de la zona y la arquitectura del hotel dictan las gamas cromáticas más adecuadas.

Hay pequeñas diferencias entre la decoración de las habitaciones y a las de las zonas comunes como el comedor, el vestíbulo, etc. Los colores intensos como el rojo, son ideales para generar una buena primera impresión pero fatales para asegurar el descanso. Desde ArteBCN recomendamos usar tonos suaves para las habitaciones.

Por ejemplo, un hotel con spa rodeado de naturaleza necesita una decoración en tonos naturales que invite a relajarse.

Por otro lado, la decoración del hotel de moda en la zona más moderna y fiestera de la ciudad será mucho más llamativa y rompedora. Mezclar colores contrarios o combinar tonos puros como el amarillo con negro siempre son una buena opción para ambientes juveniles.

3. ¡Alegra las esperas con un Gallery Wall!

Como ya hemos comentado, decorar un hotel no consiste en comprar muchos cuadros iguales. La decoración de las salas de espera, el vestíbulo, la sala de estar, el bar, etc. tiene unas características diferentes. Allí es donde los huéspedes pasan más tiempo y necesitan entretenerse. ¿Qué mejor manera que contemplando arte? Por ello, es muy recomendable crear un Gallery Wall, es decir es una pared repleta de cuadros y láminas. Sobre todo en zonas sin ventanas.

A la hora de escoger los cuadros del Gallery Wall puedes dar rienda suelta a la imaginación y escoger las obras que mejor conjunten entre sí y con la estética del hotel.

4. Más es más cuando es menos

No, no nos hemos liado en el título. A veces encontramos un cuadro que realmente transmite la imagen que queremos dar con nuestro hotel y con ese nos basta y nos sobra. Como recomendación, estas piezas quedan perfectas en grandes dimensiones, sobre todo si son de estilo abstracto, le aportarán serenidad a la sala y centrarán todas las miradas.

Este mismo efecto se puede crear con varios cuadros de una misma serie. ¡Ojo! No es lo mismo que un Gallery Wall, en este caso son piezas de la misma colección. Es decir, ya están pensadas para colocarse juntas. Suelen ser piezas muy sencillas y minimalistas. En este caso, para crear continuidad, es importante asegurarse de que los marcos sean del mismo color en todos los cuadros.

Serie abstract figures cream

5. Explora todas las artes

La decoración de pared no tiene porqué ser ilustraciones o dibujos, el arte incluye la fotografía, la arquitectura, la escritura… ¿Po qué no darles una oportunidad? Lo bueno de estas alternativas es que son completamente versátiles, pueden formar parte de una composición o ir en solitario y hay infinidad de estilos. Son ideales para acabar de definir la imagen de tu hotel.

Escoger los cuadros para un hotel puede ser una tarea complicada pero muy necesaria. Con la decoración acertada, los huéspedes se sentirán en sintonía con el hotel y querrán vivir esa experiencia de nuevo. Así que, explota tu creatividad para combinar las piezas y los estilos que más te gusten y crear la decoración que tu hotel necesita.

En ArteBCN estamos encantados de asesorarte, para cualquier duda ¡contacta con nosotros!

Deja un comentario

× ¿Necesitas ayuda?